Un sinfin de sillones








Dos módulos de colores ácidos y un millón de formas de sillones, bancos y sofás.

Así es el diseño de Alexander Lotersztain. Basados en MDF-base y recubiertos de espuma de Enviro, pueden ser tapizados con tela o piel y ser colocados en esquinas, paredes, pasillos... 


Siempre dicen que la clave del diseño es la versatilidad.

Entradas populares

Los restos del Titanic